Frigiliana, parada obligatoria en tu visita a Málaga

Frigiliana, parada obligatoria en tu visita a Málaga

Frigiliana es un pueblo que aparece en muchas listas de ‘los pueblos más bonitos de España‘. Y no es de extrañar, porque es un pueblo precioso de la Costa del Sol. En el año 1982 recibió el I Premio Nacional de Embellecimiento y después, en 2014, nombraron Conjunto Histórico Artístico a su casco antiguo. Lo cierto es que no es para menos, ya que sus calles desprenden una belleza abrumadora. Te acogen entre sus fachadas y te invitan a asomarte por todos sus rincones. Frigiliana, parada obligatoria en tu visita a Málaga. Sin duda así es como deberían llamar a este lugar.

Desde lo alto del pueblo se puede disfrutar del mar Mediterráneo, y es que se asoma a éste por el Parque Natural de la Sierra de Almijara, Tejeda y Alhama. Aunque lo cierto es que su belleza no reside solamente en su entorno natural, sino que podemos encontrarla en su entramado de calles. Unas calles estrechas y serpenteantes en las que encontrarás un sin fin de escaleras que, aunque suene raro, te apetecerá subir y bajar para ver qué se esconde al otro lado.

Calle de Frigiliana, parada obligatoria en tu visita a Málaga
Calle de Frigiliana

Y es que las calles de Frigiliana enamoran. A lado y lado de las calles de piedra se levantan casitas de color blanco de las que destacan sus puertas y ventanas pintadas de azul. O de morado, en algunos casos. Ya de por sí maravillosas, esas ventanas y también los balcones están decorados con macetas de cerámica también pintadas de colores vivos. Pero eso no es todo, sino que recorriendo Frigiliana descubrirás otros tipos de decoración. Por ejemplo, coquetas bicicletas antiguas transformadas en maceteros que adornan este pequeño pueblo tal y como merece ser adornado.

Porque Frigiliana es una localidad cuidada y mimada. Todo está limpio y curioso. Decorado al milímetro para enamorar a los visitantes y, cómo no, a los propios vecinos. Unos vecinos que en muchos casos no hablan español, sino que tienen como idioma materno el inglés o el alemán. Y es que Frigiliana es el pueblo escogido por muchas personas que en algún momento decidieron abandonar sus países de nacimiento para mudarse a este rincón donde los protagonistas son la playa, el sol y los colores.

Frigiliana es una mezcla maravillosa de culturas, pero no solamente por las personas que viven allí. Lo cierto es que al pasear por Frigiliana, además de casitas de colores blanco también encontrarás parte del pasado morisco de Andalucía contado en paneles de cerámica. O muestras de cultura judía, cristiana y árabe que se pueden apreciar en pequeños monumentos y fuentes.

Puertas azules en Frigiliana, parada obligatoria en tu visita a Málaga
Puertas azules en Frigiliana

Y si todo esto no te parece suficiente, detente en sus tiendas para hacerte con alguno de los objetos de cera, lana, esparto o arcilla que los habitantes de Frigiliana han creado con sus propias manos. Pero no te preocupes si no te convence nada, ya que el simple hecho de caminar por sus preciosas y cautivadoras calles ya hará que te lleves un recuerdo de por vida de Frigiliana, parada obligatoria en tu visita a Málaga.

 

 

 

 

Rincones secretos de las capitales europeas, de Viajando con Jud

¿Te ha gustado el post? Únete a Viajando con Jud y llévate GRATIS el eBook "Rincones secretos de las capitales europeas"

Gracias por suscribirte

Autor entrada: Judith G. Noé

4 thoughts on “Frigiliana, parada obligatoria en tu visita a Málaga

    Lourdes

    (5 abril, 2018 - 10:14 pm)

    Se me ponen los bellos de punta al ver este paísaje tan sureñl y recordar mi tierra! Un post precioso! Frigiliana es una auténtica maravilla Jud! Tiene un cierto aire a Cadaqués pero con estilo andaluz! Gracias por alegrarme el día! Tomamos nota del lugar

      Judith G. Noé

      (6 abril, 2018 - 12:20 pm)

      Sí es cierto, no había comparado Frigiliana con Cadaqués hasta ahora… pero las casitas blancas y el mar de fondo pueden tener un parecido! 🙂

    Parajes x visitar

    (6 abril, 2018 - 12:11 pm)

    ¡Buenas!

    Qué preciosidad de lugar, qué encanto tiene. Pasear por allí debe ser una maravilla. Pues apuntado queda, ¡además no conocemos aún la provincia de Málaga! Por cierto, las fotos muy muy chulas.

    ¡Un saludo!

      Judith G. Noé

      (6 abril, 2018 - 12:20 pm)

      Pues cuando visitéis Málaga tener Frigiliana en cuenta, porque es una parada obligatoria! 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *